Silvia Pallás

El torbellino en la escuela

Esta es la historia de cómo una niña empezó a luchar para conseguir un sueño.
Ya de pequeñita era un culo inquieto, imparable, incansable y difícil de seguir su ritmo. No parar de mover mesas, sofás y sillas era tarea habitual en sus juegos para crear una improvisada pista de baile en el lugar más insospechado como el comedor, el dormitorio o incluso el corral de la abuela. Desfiles de modelo, playbacks y actuaciones estelares en cualquier garaje o patio que se prestara, siempre en la mejor compañía: primas, amigas de toda la vida o las típicas e inolvidables amiguetas del barrio. Y por supuesto un gran público compuesto por tíos, abuelos, papis y vecinos curiosos que afianzaron su entusiasmo por abrirse paso en este mundillo.
Tanta energía había que canalizarla por algún lado así que salió en forma de jota, aeróbic, gimnasia rítmica e incluso pintura.
Todas le sirvieron para generar en sí misma un espíritu de trabajo, esfuerzo y ganas de aprender y mejorar en su día a día.
En una época no  muy lejana donde la gama de posibilidades no era tan amplia como la actual ella sólo sabía que quería bailar, se acercaban cambios en su vida: la Educación Secundaria, la Universidad y un trabajo que le abriría las puertas para poder llevar a cabo su sueño.
Hay que decir que tuvo la suerte de encontrarse con grandes maestros.
En  el colegio su profe de aeróbic empezó a marcar su trayectoria e incluso le ofreció su primer trabajo con los más peques.
Se acababa la Educación Primaria y tenía que seguir bailando, empezando ya a ser demasiado “mayor”  para la gimnasia rítmica continuó con jota y comenzó a conocer la disciplina del hip hop más a fondo recibiendo clases en el Espacio Joven, una experiencia difícil de olvidar que le permitió ver el mundo del baile desde otras perspectivas y le dio fuerzas para continuar.
Llegó la época de la universidad y decidió estudiar Magisterio de Educación Física por su afinidad con los más peques y su necesidad de movimiento. Tomó la decisión de realizar un curso de aeróbic que explica porque hoy forma parte de este proyecto.
A raíz de ese curso consiguió un trabajo en el que conoció a personas que compartían sus mismas inquietudes y poco a poco fueron creciendo juntos, compartiendo proyectos y forjando su propio carácter como bailarines.
A día de hoy la formación sigue estando presente en su rutina que ha dado un giro recientemente gracias  a un crack que le ha ayudado a comprender la esencia de la cultura hip hop y a sentirse a gusto con su propio estilo (¡Gracias Benji!)
Increíble pensar hace unos años que algún día podría compartir pista de baile con miembros de Resistance Crew, Soul Society Crew o Dancescape.
Ella convencida de que estaba viviendo un sueño pero… un día de repente se despertó del sueño y comprendió que ahora es cuando está a punto de hacerse realidad.
¡Qué comience el show!

Ver horarios
En este sitio WEB utilizamos cookies para mejorar su experiencia de usuario, mejorar nuestros servicios y para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando o vuelve a acceder al portal de nuevo sin cambiar su configuración, consideraremos que acepta recibir cookies en esta página web. Le recordamos que puede cambiar la configuración de cookies de su navegador en cualquier momento así como obtener más información de nuestra política de cookies.
Continuar y cerrar